portal de la palabra virtual
portal de la palabra virtual
portal de la palabra virtual portal de la palabra virtualno descansarán nuestros versos portal de la palabra virtualbajo la inerte sábana del olvido portal de la palabra virtualanaMía
medida de los versos

Medida de los versos

Medir un verso es contar las sílabas poéticas que contiene.

Para medir las sílabas poéticas que contiene un verso, hay que tener en cuenta los siguientes parámetros:

  • sinalefa

  • hiato

  • díeresis

  • sinéresis

  • cuando termina en palabra aguda

  • cuando termina en palabra esdrújula




    SINALEFA Cuando una palabra termina en vocal o en y y la siguiente palabra empieza en vocal, en y con sonido de vocal o en h muda, se produce una fusión de las dos sílabas, por lo que para el cómputo de sílabas poéticas, se contará una menos de las que tiene gramaticales.

    Se forma un 'diptongo' sin tener en cuenta las reglas generales para la formación de diptongos y triptongos (si la unión es de vocales fuertes o débiles) y se computa como una sola sílaba métrica, en unión con las consonantes que las componen. En algunos casos, la sinalefa agrupa en una sola sílaba las sílabas de tres palabras.

    No suele producirse la sinalefa en el caso de que una de las dos vocales (o las dos) sea tónica. Ejemplos:
            Dame ánimo cuando yo entre en tu casa; si fui algo distinto...
    El poeta puede renunciar al empleo de la sinalefa, en especial si la segunda vocal es tónica.

    En la sinalefa doble es indispensable que quede en el centro una vocal fuerte (a,o,e). Las vocales débiles (u,i) deben ocupar los extremos, como en los triptongos:
            Estoy muriendo, y aun la vida temo...
            ...sonriendo, sabia y pausadamente...


                               Ejemplo                                                          Sílabas

    versos

    gramaticales

    poéticas

    Es–ta-ba e–cha–do yo en la tie–rra en–fren–te

    14

    11

    Di–je a un vie–jo si–len–cio–so

    10

    8

    En–tre el fi–lo y  la es–pa–da

    10

    7

    De ha–blar si el po–e–ta ca–lla

    10

    8


    Las sílabas gramaticales son las que aquí están separadas por guiones y espacios; la fusión se produce en las sílabas resaltadas en rojo y subrayadas, y se cuentan como una sola sílaba; ese efecto es al que llamamos sinalefa.

    Excepciones: No se forma la sinalefa cuando la h va seguida de los diptongos ia, ie, ue, ui, (en cuyo caso, el sonido es como ya, ye, güe, güi). Ejemplos:
            —polvo, sudor y hierro— el Cid cabalga.
            unidos están como carne y hueso.



    HIATO Es el efecto completamente contrario a lo dicho para la sinalefa. La causa de que se produzca el hiato o de que no se pueda dar la sinalefa, suele ser porque una o las dos vocales que intervienen lleven acento prosódico, o que medie entre ellas una coma, un punto y coma, punto y seguido, puntos suspensivos, o por coincidir ahí la cesura(*) de un verso compuesto.

    Entre estos parámetros que intervienen en la métrica del verso: sinalefa, hiato, diéresis, sinéresis, por su terminación, la sinalefa es un fenómeno constante en el habla y se produce en casi todos los versos, mientras que los otros parámetros se aplican de manera mucho más infrecuente.

    (*) Los versos con un número superior a 11 sílabas, están considerados como versos compuestos de dos versos simples, y por lo tanto se llama cesura al punto de unión de los dos versos primarios. La cesura o pausa que divide invisiblemente un verso compuesto, impide la sinalefa. El cómputo silábico de un verso compuesto, ha de hacerse a base de contar separadamente las sílabas de cada verso primario, aplicando las reglas aquí descritas para la medida de los versos: cuando acaba en palabra aguda y cuando acaba en palabra esdrújula. (ver más abajo, en esta misma página el apartado "por su terminación")


    Ejemplo

    Sílabas

    De Mo–ta, de Crip–ta - na, ... hé–roes de mil ha–za–ñas(*)

    14

    Sin nin–gu–na no–ti–cia de mi ha–do(**)

    11

    Tie–ne la ma–ri–po–sa cua–tro a–las(**)

    11

    En los cli–mas de bru–ma en las tie–rras so–la–res(*)

    14


    La sinalefa (la inversa del hiato) se produciría con las sílabas coloreadas, en las que con la aplicación de la regla del hiato, se cuentan con el mismo criterio de sílabas gramaticales.

    (*) estos versos tienen 14 sílabas por tratarse de versos alejandrinos (compuestos de 7+7 versos), en donde las palabras Criptana,... héroes y bruma en no pueden unirse en sinalefa ya que es ahí en donde cae la cesura del verso. Sin embargo, la palabra héroes que tiene tres sílabas, sí se hace la sinalefa en roes y se cuentan dos solamente.

    (**) además de que hado y alas tienen la sílaba tónica en -a-, no se puede dar la sinalefa cuando entra en juego la sílaba tónica principal del verso (la penúltima sílaba de cada verso).

    Estas sílabas, colocadas en otra situación dentro del verso, podrían producir la sinalefa, sin dificultad; de ahí la importancia de los acentos rítmicos.



    Diéresis (o dialefa) Es la licencia poética por la que se deshace un diptongo cuando queremos obtener una sílaba más en el verso para lograr una métrica armoniosa.


    Ejemplo

    Sílabas

    con sed in–sa–cï–a–ble

    7


    (lo correcto sería: con sed in–sa–cia–ble, 6 sílabas) Para indicar a dónde hemos producido la diéresis poética, colocamos sobre la vocal correspondiente (siempre la vocal débil) los dos puntitos idénticos a la diéresis gramatical.


    Sinéresis Es lo contrario de la diéresis. Se da cuando dos vocales que no forman diptongo normalmente, se pronuncian como si lo formaran, con objeto de restar una sílaba al verso por imperativo de la métrica armoniosa.


    Ejemplo

    Sílabas

    vi–no, sen–ti–mien–to, gui–ta–rra y poe–sí–a

    12


    (lo correcto sería: vi–no, sen–ti–mien–to, gui–ta–rra y po–e–sí–a, 13 sílabas.


    Por su terminación

    cuando acaba en palabra aguda. Si la última palabra de un verso es aguda (o monosílaba), hay que sumar obligatoriamente una sílaba más al verso.


    Ejemplo

    Sílabas

    A ti lo mis–mo te da

    7+1=8

    Si te ha en–cu–bier–to el do–sel

    (10–3)+1=8

    Dis–tin – tas len–guas, la mis–ma o–ra–ción

    (11–1)+1=11


    cuando acaba en palabra esdrújula. Si la última palabra de un verso es esdrújula, (o sobresdrújula) hay que restar obligatoriamente una sílaba al verso.


    Ejemplo

    Sílabas

    Es–ta–rán so–bre la –ti–na

    91=8

    Re–gan–do flo–res de plás–ti–co

    91=8

    O te la lle–van con pie–dad los –ja–ros

    121=11



    Clasificación de los versos según el número de sílabas poéticas

    de arte menor

    sílabas

    de arte mayor

    sílabas

        bisílabos

    2

        eneasílabos

    9

        trisílabos

    3

        decasílabos

    10

        tetrasílabos

    4

        endecasílabos

    11

        pentasílabos

    5

        dodecasílabos

    12

        hexasílabos

    6

        tridecasílabos

    13

        heptasílabos

    7

        alejandrinos

    14

        octosílabos

    8

        (pentadecasílabos)

    15

        (hexadecasílabos)

    16

        (heptadecasílabos)

    17

        (octodecasílabos)

    18

        (eneadecasílabos)

    19


    Los nombres de versos en negrilla son los de mayor uso; los versos alejandrinos (14 sílabas) también son muy usados; los que están en letra cursiva entre paréntesis se usan muy raras veces.

    Los versos de más de 11 sílabas están considerados como versos compuestos. (Ver el hiato)



    regresar









    portal de la palabra virtual
















    Copyright © 2005-2007 Poeta Virtual Inc. Todos los derechos reservados.
    Copyright © 2005-2007 Virtual Poet Inc. Worldwide Copyrights.