portal de la palabra virtual
portal de la palabra virtual
portal de la palabra virtual portal de la palabra virtualno descansarán nuestros versos portal de la palabra virtualbajo la inerte sábana del olvido portal de la palabra virtualanaMía

Alarma!

Noche de abril 2003 se acaba mi guardia,
el manto de la noche, empaña la mañana,
y una exploración física, todo lo cambia,
lo que antes carecia de importancia,
cobra de pronto sentido, todo es real,
el ayer ya no importa, todo se para.

La mente en blanco, dentro de aquella sala,
una ecografía, alerta rojo cambia mi cara,
aún no sé nada, la prueba es en una semana,
espero diagnóstico, respiro entrecortada.

El miedo cambia mi alma, vi la importancia,
de ver el sol de mañana, el aire me abraza,
sentirme por lluvia fina mojada, en calma,
notar el frio gélido de nieve o excarcha.

Siento como todo lo que me rodea, me ama,
el calor contínuo, sofocante del verano,
o en el otoño de tonos ocres, hojarascas,
priamvera florida, de sueños adornada.

Todo es tan hermoso... y no me percataba,
quiero más vida, para subir la montaña,
volver al sonido de esa conocida cascada,
quiero oir gritos de los niños si pasan.

El trinar de los pájaros en mi ventana,
el ladrido del perro, y si el gato maulla,
conocer otras personas, vivir sus charlas,
porque un día tuve la suerte de saludarlas.

No queda egoismo, celos, solo amistad sana,
solo de vivir y compartir ahora hay ganas,
unos minutos, una tarde, o las madrugadas,
sentimientos, y frenar la soledad solapada.

Quiero saber de la gente que me acompaña,
de su carga que también les pesa, arrastra,
como va su vida, como afrontan la dureza,
y que por encima de todo, viven, se aman.

Quiero vivir desde ya, esta última etapa,
estoy casi sin fuerzas, la mente clara,
si algo sale mal, quizá solo es una alarma,
que me avisa, ayuda a preparar mi marcha.

Puedo pensarlo, sentir, el cuerpo descansa,
todo tiene un motivo, obedece a una causa?
estoy tan gastada? casi puedo asumirlo,
pero el miedo, no soy fuerte como esperaba.

Necesito a todo el mundo, no me sobra nada,
quiero sorberle el último jugo a la vida,
antes de adentrarme en el bosque frondoso,
del dolor, angustias, miedos ,ansias,
y temo, estar un tiempo casi olvidada.


gaviota frágil

Copyright © Todos los derechos reservados.

Publicado el: 03-05-2003
Última modificación: 18-12-2011


página personal de gaviota frágil


editar deja comentario al poema

regresar









portal de la palabra virtual