portal de la palabra virtual
portal de la palabra virtual
portal de la palabra virtual portal de la palabra virtualno descansarán nuestros versos portal de la palabra virtualbajo la inerte sábana del olvido portal de la palabra virtualanaMía

Listado de poetas en orden alfabético


A-B-C-D-E-F-G-H-I-J-K-L-M-N-O-P-Q-R-S-T-U-V-W-X-Y-Z-

Julio Serrano Castillejos

páginas: << < 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17 18 19 20 21 22 23

 
Luz de sangre.

  De gris se dibujó aquel celaje en la fachada de mi tarde triste, cuando con mano firme tú esculpiste de mi certeza el celestial paisaje. Esfumáronse negros los deslices de tu ceja radiante ...

 
Las tardes solariegas - Soneto I

  Besé tu boca, palpitante grana, tus párpados de azules encendidos, mientras tus ojos parecían dormidos en aquél día de transparente calma. Retratábase el valle en tus pupilas con sus ...

 
Las tardes solariegas - Soneto II

  El dios Eolo engalanó la tarde cuando apareciste en el estrado enhiesta, como una reina para empezar la fiesta de mi solitario corazón... cobarde. Eran del carnaval los toques de sus ...

 
Plus Ultra - II

  ¿Se vieron tus afanes satisfechos en la búsqueda de renombre y de oropeles? ¿O acaso en donde estar, tú puedes te colocan medallas en el pecho? Los afanes de la vida son ilusorios cuando ...

 
Plus Ultra - I

  Con coronas de violetas ya marchitas conmigo marchaste ayer al camposanto, en lóbrega soledad, frialdad segura, con tu temible ambigüedad, de santo. Y en tanto tu alma, hoy insegura ...

 
Las tardes solariegas - Soneto X

  Tienes en tus ojos los matices de la tristeza de un ángel redimido, cuando palpas en mi corazón herido la nostalgia de mis tardes grises. Grises hoy, de soledad incierta, mañana grises de ...

 
Las tardes solariegas - Soneto IX

  Vas a partir hacia lejanas tierras para asistir a nuestra hija Ana y yo te procuraré mañana en las formas del viento y la montaña, pues tú eres para mi el aire, la paloma noble y trashumante ...

 
Las tardes solariegas - Soneto VIII

  Con destellos y luces opalinas cuajó la tarde mis calladas cuitas mientras tú deshojabas margaritas arrancadas de atrás de tus retinas. El rojo sol se serenó en sus brillos matizando ...

 
Las tardes solariegas - Soneto VII

  Como madreselva del agreste bosque fuiste trepando cada poro de mi vida, hasta penetrar como se mete el viento y el sol del Sahara en las heridas. Restañaste los tropiezos de mis noches ...

 
Las tardes solariegas - Soneto VI

  ¿Cómo amarte así hasta el infinito cuando mi vida no abarca tanto tiempo? Es por tal razón que a veces siento la necesidad de volverme eterno. Eterno, para abrazarte en mil noches ...

 
Eso es amor

  ¡Eso es amor! Estar contigo en veraniego hastío sin esperar de las mañanas el rocío y sin cubrirte con las mantas de mi desesperanza, pues intuyo que dejaste en mi almohada tu cara ...

 
Aves, luz y canto

  ¿Viste una estrella apagada en tu grisáceo horizonte y en lo lejano del monte el vuelo de una parvada? Procura surja en la nada un destello de matices con luces de tonos varios, ...

 
Camila

  Camila, te voy a contar un cuento para que duermas tranquila entre nubes de algodón, con angelitos panzones con cien hadas encantadas, un caballito de plata y de tus padres los besos en tu ...

 
Retrato hablado

  Tienen tus ojos, del candor, todos los cielos; tienen tus párpados, del azul, todos los lagos y tus labios el aroma del medio día. Dame amada tu imagen con tus mejillas encendidas y tu ...

 
Desnuda

  Desnuda eres como una ánfora griega, como el viento ondulante que escala las campiñas y hace madurar en las praderas los sembradíos de caprichosas piñas. Desnuda eres, lo digo ...

 
Tus ojos.

  Tus ojos, dos luceros matinales me iluminan como lámparas votivas cuando en la tarde otoñal te entregas toda. Y tus manos, cual palomas sensitivas tocan mi frente, acarician mi sien ...

 
A una estrella

  I Alumbrará tu camino guía de la noche bella una reluciente estrella o lucero vespertino; piensa que en el sutil lino de tan oscuro celaje se distingue del ramaje de otros muchos planetas ...

 
Mini poema

  Te quiero tejer de seda con mis olas de amor un poema y con el viento un collar. Bajarte la luna encantada, dos luceros de la noche y hacer de mi amor derroche contigo a la orilla del mar. ...

 
Yo sé

  Yo sé que puedo besar tus ojos divinos para darle a mi boca tus juegos traviesos, y sé que en un cielo de tonos aviesos darías a mi ser el calor de tus labios. Yo sé que me enciende el fragor de ...

 
Ave Lira

  No espero que fustigues mis excesos ni mi pasión por ti enardecida pues quiero acaso coronar tu vida en el jardín de conyugales besos. Y esa pasión frecuente y desmedida, yo podré ...

 
Amor sublime

  Te di la primavera de mis días y te adoré sin artificio alguno, para perderme luego entre la bruma de aquellos siempre virginales besos. Ambos pudimos resurgir ilesos y aunque juntos ...






















Copyright © 2021-2024 Poeta Virtual Inc. Todos los derechos reservados.
Copyright © 2021-2024 Virtual Poet Inc. Worldwide Copyrights.


           visitas únicas